Titulares de Semar y Sedena se someterían a mando civil de Guardia Nacional, dicen

 

 

Ambos mandos castrenses respondieron directamente a la inquietud en la que coincidieron muchos diputados y senadores durante la mesa titulada Seguridad y Construcción de la Paz

 

 

 

MÉXICO, 11/1/19.- Los titulares de las secretarías de la Defensa Nacional y de la Marina Armada de México coincidieron este viernes en que las Fuerzas Armadas sí se someterían al poder civil de la Guardia Nacional si así lo aprueba el Congreso de la Unión.

En el marco de las audiencias públicas sobre la Guardia Nacional que se realizan en la Cámara de Diputados, el secretario de Marina, José Rafael Ojeda, dejó claro que “los militares obedecemos órdenes y si la Guardia Nacional pasa a un mando civil, lo vamos a obedecer; ¡claro que vamos a obedecer!”.

A su vez, el secretario de la Defensa Nacional, Luis Crescencio Sandoval, recordó que las Fuerzas Armadas “obedecemos al señor presidente que es un civil y es nuestro comandante supremo; siempre lo hemos hecho, tenemos más de 100 años obedeciendo a un civil”, enfatizó.

De esta forma, ambos mandos castrenses respondieron directamente a la inquietud en la que coincidieron muchos diputados y senadores durante la mesa titulada Seguridad y Construcción de la Paz, y que cuestionaron si las Fuerzas Armadas estarían dispuestas a someterse al poder civil.

Más temprano este viernes, el secretario de Seguridad Pública y Protección Ciudadana, Arturo Durazo, ofreció el compromiso del Gobierno federal de modificar el diseño original de la Guardia Nacional y que ahora tenga un mando civil mediante las modificaciones constitucionales que establezca la Cámara de Diputados.

Básicamente, explicó, se trata de mantener la propuesta de la Guardia Nacional que en lugar de estar adscrita directamente a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) lo estaría a la Secretaría de Seguridad Pública y Protección Ciudadana.

Originalmente, el Gobierno pretendía un mando militar a la Guardia, lo que fue criticado por la oposición, así como organismos de la sociedad civil.

Para ser aprobada la reforma constitucional, Morena requiere del apoyo de legisladores de la oposición ya que su mayoría no le alcanza para cambios a la Carta Magna, que requiere de la aprobación de dos terceras partes del Congreso.

 

 

 

 

Fuente: El Financiero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *