Arrastra ISSSTE brutal endeudamiento; equivale al 45% de su gasto operativo

 

 

El endeudamiento del Instituto es de 22 mil 598 mdp; a ello se suma que las transferencias federales han caído 76% dijo, al pasar de 15 mil 700 millones de pesos en 2012 a 5 mil millones de pesos en el 2018

 

 

MÉXICO, 14/3/19.- El ISSSTE arrastra un adeudo de 22 mil 598 millones de pesos, equivalente a 45% de su gasto operativo para 2019, que es de de 52 mil millones de pesos, informó ayer Luis Antonio Ramírez Pineda, director del organismo.

A ello se suma que las transferencias federales han caído 76% dijo, al pasar de 15 mil 700 millones de pesos en 2012 a 5 mil millones de pesos en el 2018.

“Para este año se nos otorgaron transferencias de 3 mil 800 millones de pesos, lo cual denota que las transferencias del Gobierno federal han ido cayendo de manera muy considerable”, señaló.

Al comparecer ante las comisiones Unidas de Salud y Seguridad Social del Senado, indicó que de los 323 mil millones de pesos del presupuesto del ISSSTE para este año, cerca de 70% se destina al pago de pensiones y sólo 16.3% a gastos de operación, es decir, a materiales e insumos y servicios generales.

“Esto ilustra la situación crítica en la que nos encontramos para 2019. Tenemos un rezago de inversión en infraestructura y equipo médico, lo que ha generado la dependencia de servicios subrogados.

“Tenemos una saturación de instalaciones y atención deficiente, el modelo de salud está desarticulado y no corresponde al perfil de la población derechohabiente, es decir, faltan especialistas para atender enfermedades crónicas y a adultos mayores, como geriatras, reumatólogos, urólogos, nefrólogos y radiólogos”, admitió.

Además hay una presión adicional al gasto, dijo, por sentencias y resoluciones judiciales que ordenan al instituto incrementar el monto de la pensión.

De acuerdo con Ramírez Pineda, hay 13 mil 300 sentencias pendientes de cumplimiento, que equivalen a más de 2 mil 200 millones de pesos, así como 104 mil juicios en trámite, lo que significaría más de 7 mil millones de pesos.

Y las plazas
La creación de plazas sin que existiera fuente de financiamiento es uno de los motivos del adeudo por 45 mil 692 millones de pesos que arrastran los estados en materia de salud desde 2007, aseguró Pedro Flores, titular de la Unidad de Administración y Finanzas de la Secretaría de Salud (SSa).

“Lo que va provocando boquetes presupuestarios es la creación de plazas; muchas de esas plazas que no tienen fuente de financiamiento. Uno de los estados del sureste tiene más de 6 mil plazas que no tienen fuente de financiamiento.

“Para pagarles a esas más de 6 mil plazas se requieren aproximadamente al año más de mil 700 millones de pesos. Si no están presupuestados, si no se tiene fuente de financiamiento, la gente trabaja y necesariamente se le tiene que pagar”, precisó.

Estados del sureste con los que la SSa federal pretende iniciar la centralización de servicios, es decir Chiapas, Veracruz, Oaxaca, Guerrero, Yucatán, Tabasco y Campeche, además del Edomex y Sinaloa, acumulan 86% de esos pasivos; también por deuda a proveedores, y terceros institucionales, como el ISSSTE.

De acuerdo con el diagnóstico de Salud, la mayoría de los pasivos data del sexenio pasado, particularmente entre 2016 y 2018.

 

 

 

 

Fuente: Reforma

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *